lunes, febrero 23, 2015

Alternativas viables


"Dice mi hermano que ha ido a ver 50 sombras de Dorian Gray. Creo que está mezclando cosas."

-Buckner


Me da miedo que el fantasma de Oscar Wilde lea esto y venga a asustarme en sueños o algo, pero el caso es que me imagino a Dorian Gray con una fusta y sólo puedo pensar en cómo no se le ha ocurrido a nadie poner en marcha un proyecto así.

Qué poca visión de negocio.


p.d. Espero que al menos la industria del porno haga su trabajo. Si existe La casa de las bragas voladoras digo yo que igual 50 sombras de Dorian Gray hasta está ya en pleno rodaje.

domingo, febrero 22, 2015

Oscars 2015: Minicríticas II

Seguimos con las críticas pre-Oscars (podéis leer la primera parte haciendo clic aquí).

Boyhood - Momentos de una vida (Boyhood, Richard Linklater, 2014)

Boyhood - Ellar Coltrane (Mason), Ethan Hawke (padre) y Lorelei Linklater (Samantha)
Este tostón infame cuyo único factor interesante es que se ha rodado a lo largo de un montón de años, grabando así la evolución física real de sus personajes, no cuenta absolutamente nada. Un niño que crece. Felicidades. Habría tolerado la nominación a mejor dirección por lo original del rodaje, e Ethan Hawke hace un buen papel como secundario, pero que opte al premio a la mejor película, a mejor actriz secundaria (Patricia Arquette), guión original y montaje, me parece una pedantería como la copa de un pino.

Es un rollo. De verdad. Y encima es larguísima. La llevaron al  pasado festival de San Sebastián; menos mal que sólo había un pase, no me daba tiempo a ir y la ignoré. Si os quieren obligar a verla, corred.


Guardianes de la galaxia (Guardians of the Galaxy, James Gunn, 2014)

Guardianes de la galaxia - Zoe Saldana (Gamora) y Chris Pratt (Peter Quill)

Un grupo  de guerreros intergalácticos liderado por Peter Quill (Chris Pratt) forma un equipo a la fuerza para llevar a cabo una misión que salve al universo.

Sus posibilidades están en el maquillaje y los efectos especiales. Con tanto alienígena estaba claro. No sé si queda alguien por verla, pero por si acaso, Guardianes de la galaxia entretiene y es fácil encariñarse con los personajes. La pusieron tan bien que me esperaba una maravilla y me resultó un poco decepcionante, así que tampoco os voy a decir que sea la peli del siglo; pero es divertida, tiene acción, y no perderéis el tiempo si la veis.


El gran hotel Budapest (The Grand Budapest Hotel, Wes Anderson, 2014)

El gran hotel Budapest - Ralph Fiennes (M. Gustave), Saoirse Ronan (Agatha) y Tony Revolori (Zero)

No os digo de qué va porque no es una peli basada en argumento, sino en personajes, pero básicamente cuenta las aventuras del dueño de un hotel muy mítico (Ralph Fiennes) y su botones y amigo Zero (Tony Revolori).

La peli es divertida y entrañable, los personajes son geniales, hay cameos estupendos y a nivel de fotografía es muy original. No me quedé con unas ganas locas de volver a verla, pero me pareció una peli bastante guay. Os la recomiendo. Y ved los créditos, que sale un muñequito bailando súper gracioso.

Película, dirección, guión original, montaje, dirección de fotografía, banda sonora original, diseño de producción, diseño de vestuario y maquillaje son los premios a los que opta. Menos diseño de producción, que no sé qué puñetas es, el resto me parecen lógicos, así que de éstas nominaciones no me quejo.


Birdman o (La inesperada virtud de la ignorancia) (Birdman, Alejandro González Iñárritu, 2014)

Birdman - Michael Keaton (Riggan) y Edward Norton (Mike)

Perdón por el lío de paréntesis descolocados, pero es que se llama así. El nombre completo en el original es Birdman or (The Unexpected Virtue of Ignorance). No tiene mucho sentido pero es lo que hay. El caso es que Birdman cuenta cómo un actor de cine venido a menos (Michael Keaton) lucha por recuperar su gloria y su dignidad estrenando una obra en Broadway.

Es original, es divertida pero con un trasfondillo algo turbio y tiene un guión estupendo. No es mi estilo, y tengo la sensación de que el director ha escogido el camino facilón en algunos aspectos, pero me parece una buena película y la recomiendo de sobra. En cuanto a sus chopocientas nominaciones, en este caso yo diría que son bastante merecidas: mejor película, dirección, Keaton como actor principal, Edward Norton como actor secundario (para mí, lo mejor de la película), Emma Stone como actriz secundaria, guión original, dirección de fotografía, mezcla de sonido y edición de sonido. Vamos, casi todo.


El cuento de la princesa Kaguya (Kaguyahime no monogatari, Isao Takahata, 2013)

El cuento de la princesa Kaguya - Aki Asakura (Princesa Kaguya)

Otra de las presentadas en San Sebastián. Como todo lo de los Estudios Ghibli, esta película es una preciosidad estética que a nivel argumental no va a ninguna parte: cuenta la historia de una princesa encontrada por unos campesinos y de cómo crece para convertirse en el miembro de la realeza que es. Un rollo, vaya. Pero muy bonita. Recomendada para fans de Ghibli; al resto se os va a hacer larga. Compite por el Oscar a la mejor película de animación.


Into the Woods (ID, Rob Marshall, 2014)

 Into the woods - Meryl Streep (Bruja)

Premios potenciales: mejor actriz secundaria para Meryl Streep, mejor diseño de vestuario y mejor diseño de producción. He tenido que buscar lo que es el diseño de producción, que ya he hablado de unas cuantas pelis nominada por este asunto y no podemos estar así. Por lo visto viene siendo un premio a la mejor decoración. Así que también en este caso, merecido, supongo, igual que el del vestuario. Tanto bosque, tanto palacio y sus vestidos de princesa, tanta catarata. Se lo concederemos. En cuanto a Meryl Streep por mejor actriz secundaria, la verdad es que su papel mola mucho, así que tampoco sobra.

¿La peli? Mala. Cantan todo el rato lo mismo (bueno, no, pero lo parece), a ratos parece que se les olvida que es un musical, la mitad de los personajes no acaban de cuajar y le sobran tranquilamente tres cuartos de hora. Sólo vale la pena por ver a Meryl Streep, a Emily Blunt y a Anna Kendrick, y además porque son muy fieles a los cuentos de los hermanos Grimm. Que igual esto último sólo me interesa a mí, pero yo lo digo por si acaso. Si se hubieran ahorrado la parte final, que es absurda y está metida con calzador, a lo mejor hasta os decía que la vierais para pasar el rato. Pero, sinceramente, no os la recomiendo, porque creo que os vais a aburrir.


¡Y ya está! Ya veremos quién gana. En diferido, claro, que es el domingo a las tantas. Será que en Hollywood la vida es una fiesta y no se acuerdan de que el resto trabajamos el lunes por la mañana.

Maldita gente millonaria. Yo también quiero.

sábado, febrero 21, 2015

Oscars 2015: Minicríticas I

¡Ya llega esa maravillosa gala anual llena de glamour que nos hace avergonzarnos de los Goya!

Todos sabemos que en realidad los Oscars son un tostón y que allí todo el mundo se aburre y pasa muchísima hambre, pero oye, desde casa molan un montón.

El caso es que me estoy dando un atracón importante a ver pelis nominadas, y como si quisiera hacer una crítica de cada una tendría que dejar el trabajo y dedicarme a esto a tiempo completo, he pensado que igual mejor os hago un montón de críticas express para que os hagáis una idea de lo que hay. Por si vuestros amigos están haciendo apuestas de última hora y vosotros queréis participar pero no reconocéis ni la mitad de los títulos.

Veamos.

The Imitation Game - Descifrando Enigma (The Imitation Game, Morten Tyldum, 2014)

The Imitation Game - Keira Knightley (Joan Clarke), Matthew Beard (Peter Hilton), Matthew Goode (Hugh Alexander), Benedict Cumberbatch (Alan Turing) y Allen Leech (John Cairncross)

Alan Turing (Benedict Cumberbatch) y sus colegas (Keira Knightley, entre otros) intentando descifrar los códigos de los alemanes para ganar la Segunda Guerra Mundial.

Es como Una mente maravillosa (A Beautiful Mind, Ron Howard, 2001), pero con Turing en vez de Nash, y peor. Da para pasar el rato, pero veo claro que el disparatado número de nominaciones que ha recibido viene exclusivamente dado porque los británicos se portaron como unos energúmenos con Turing (un campeón. Investigadle un poco si podéis) y ahora el mundo siente que cualquier homenaje es poco. Las  nominaciones a mejor película y a mejor dirección no tienen ni pies ni cabeza; la de Keira Knightley a mejor actriz secundaria es un sinsentido, no porque lo haga mal, sino porque apenas sale y cuando sale no hace nada. Eso sí, Benedict Cumberbatch actúa maravillosamente -y eso que la vi doblada y era un poco estropicio- así que desde mi punto de vista es lógico que esté en la lista de posibles premiados. También hay premio potencial para la banda sonora original, el montaje y el diseño de producción. Les podían haber dado una nominación genérica y habíamos acabado antes.

¿La recomiendo? Pues para pasar el rato sí, pero no es nada del otro mundo, no aprendes prácticamente nada viéndola y hay partes que son un rato deprimentes. Mejor ved Una mente maravillosa.


Maléfica (Maleficent, Robert Stromberg, 2014)

Maléfica - Isobelle Molloy (Maléfica)

Revisión de La bella durmiente, contada desde el punto de vista de la mala del cuento (Angelina Jolie).

Puede llevarse un miniseñor dorado a casa gracias a su diseño de vestuario, que la verdad, les ha quedado bien. Y como peli en general, a mí me gustó. Entretenida, blandita. La cría es muy cargante, pero Maléfica está bien como protagonista y, a pesar de que tiene detalles bastante mejorables, está lo suficientemente bien como para que podáis verla sin arrepentiros. Sin muchas pretensiones, claro, tampoco le vamos a pedir peras al olmo.


Perdida (Gone Girl, David Fincher, 2014)

Perdida - Ben Affleck (Nick Dunne) y Rosamund Pike (Amy Dunne)

Mucho mejor largometraje que la mitad de las candidatas a mejor película, pero curiosamente sólo tiene una -muy merecida- nominación, y es para la inquietante y talentosa Rosamund Pike a mejor actriz principal.

Perdida cuenta cómo Nick Dunne (Ben Affleck) se encuentra con que su mujer (Pike) ha desaparecido. ¿Se encuentra con ello? ¿Es él el responsable de la desaparición? CHAN CHAN CHAN. Ése es más o menos el punto de partida de un thriller casi impecable que ya estáis tardando en ver.


Relatos salvajes (ID, Damián Szifrón, 2014)

Relatos salvajes - Erica Rivas (Romina)

Este extraordinariamente sobrevalorado film, que compite por ser la mejor película extranjera, reúne una serie de historias que giran en torno a personajes que han llegado al límite de su paciencia.

Alguna de las piezas está muy bien, hay cosas divertidas y algún tema da que pensar, pero en general a duras penas da para pasar una tarde aburrida de domingo, así que sólo la recomiendo si no tenéis nada mejor a mano. A la gente le ha encantado, pero yo fui con seis personas al cine y le gustó a una. Intenté verla en la presentación que hizo Almodóvar en el festival de San Sebastián, pero al final no pudo ser. Sería mi karma alejándome de títulos flojos, supongo.


La teoría del todo (The Theory of Everything, James Marsh, 2014)

La teoría del todo - Felicity Jones (Jane Hawking) y Eddie Redmayne (Stephen Hawking)

Esta película relata la relación entre Stephen Hawking y su mujer.

Como Una mente maravillosa, pero en vez de Nash... no, espera, esa era la de Turing. No sé, son todas iguales; chicos muy listos que van a un bar con sus amigos a hablar de ciencia y conocen a una chica encantadora. Aunque ésta está más centrada en la parte romántica que The Imitation Game y la protagonista es ella (Felicity Jones), no él (Eddie Redmayne). Ojo, que el tráiler vende amor y esperanza, pero es todo mentira. La cinta completa es de las cosas más deprimentes que he visto en mucho tiempo. No doy detalles por no spoilear, pero mejor descargad una comedia para ver después, porque tiene tela. A nivel general, se deja ver, no es una mala película, pero probablemente os decepcione un poco. ¿La recomiendo? Ummmm supongo. Pero sin mucha convicción.

Nominada a mejor película (yo no entiendo nada), y Redmayne a mejor actor principal, más que merecido. Que un tío sano finja tener la enfermedad de Lou Gehrig y la gente se lo crea me parece que es como para darle ocho Oscars o así. Mejor actriz principal para Jones, que también hace muy bien un papel bastante complicado. Mejor guión adaptado, ni fu ni fa. Mejor banda sonora original, vale. Muy bonita y eso. Veo un poco exagerado que haya tanta nominación, pero bueno. Ya veremos qué se lleva.


Interstellar (ID, Christopher Nolan, 2014)

Interstellar - Matthew McConaughey (Cooper) y Anne Hathaway (Brand)

Me encantan los Oscars y el mundillo que tienen alrededor, pero todos sabemos que los miembros de la academia son unos hipsters pretenciosos que preferirían prenderle fuego al teatro Kodak (o Dolby, o como se llame ahora) antes que reconocerle el mérito a una superproducción cara y entretenida, aunque sea una maravilla aclamada por el público y la crítica. Sin resentimientos, ¿eh?, pero Interstellar sólo está nominada en categorías no relacionadas con el argumento ni las interpretaciones: mejor banda sonora original, diseño de producción, mezcla de sonido, edición de sonido, efectos especiales.

En cualquier caso, esta aventura espacial relata cómo Cooper (Matthew McConaughey) se embarca en un viaje medio suicida en un intento por salvar a la humanidad. Un peliculón. Vedla todos.


Segunda parte, mañana. Que son muchas películas como para ponerlas todas juntas sin que os vayáis corriendo a leer otra cosa.
¡Feliz fin de semana!

viernes, febrero 13, 2015

Concursos

Manzo ha ganado un concurso de programación. Me he enterado porque me ha mandado este retweet...

 Ganadores SnapHack 

... y él es el tipo que tiene barba y una caja en brazos. No tengo ni idea de qué ha hecho para ganar, así que se lo pregunto.



Y yo que pensaba que los concursos de programación se ganaban programando. Qué cosas tengo.


p.d. Estas competiciones se llaman hackatones, por si os interesa. Bueno, no es que sean exactamente competiciones, sino más bien maratones de programación en las que suele haber premios. Y por lo visto, además de siendo guapo, ésta se podía ganar creando una aplicación bonita que utilizara una pasarela de pago y que fuera mejor que la de los demás, que fue lo que hizo Manzo. Le han regalado uno de esos cacharros programables con cuatro hélices que vuelan, como el de la foto. Está más contento que unas castañuelas.

domingo, febrero 08, 2015

Zumo de tomate

Entro con Buckner en un bar. El camarero nos saluda mientras yo me planteo qué quiero tomar.

Lilypad se materializa en mi mente, con una conversación que mantuvimos hace meses:

"...como sabe que me gusta mucho el zumo de tomate, lo ha comprado para tenerlo en casa cuando voy."

Zumo de tomate. Yo eso no lo he probado, con lo sano que dicen que es. A lo mejor acabo de encontrar una alternativa saludable al café.

Lilypad es una tía con criterio. Voy a pedir un zumo de ésos.

Yo - Ponme un zumo de tomate.
Camarero - Uy, te voy a preparar un zumo que te vas a morir -el tipo empieza a sacar copas y frutas varias, muy emocionado-.
Yo - Vale, es por probarlo, que nunca me he tomado uno.

Me parece detectar por el rabillo del ojo un amago de alarma nuclear en la cara de Buckner. ¿Qué pasa? Hay que probar cosas, ¿no?

El camarero vierte líquidos, corta naranjas, coloca hielos. Me trae mi mega cocktail en un copón gigante y vuelve a ocupar su lugar en la barra.

Mmmm qué bien huele. A cítricos. Doy un sorbo.

...

Qué es esto.

Doy otro sorbo, por si es que mis papilas gustativas se han desorientado con el impacto inicial.

...

No.

Qué mierda es ésta.

Sabe a tomate frito. A TOMATE FRITO.

Yo - Es como beber tomate frito. Es horrible -hablo bajito para que no me oiga el camarero.
Buckner - Ya. Encima no te puedo ayudar porque yo también lo odio. No he podido advertirte en la barra.

Tomo otro trago. Cada vez es peor. Cojo el móvil para recriminarle mi situación a Lilypad. Tal vez no sea exactamente culpa suya, pero alguien tiene que cargar con la responsabilidad de mis malas decisiones, y es evidente que no voy a ser yo.

Abro el grupo de Telegram que comparto con Lily, Iris y Cleo, y les cuento mi situación esperando apoyo y algún culpable, pero sólo consigo que Iris me ofrezca unos macarrones para acompañar.

Y con el empeño que ha puesto el chico de la barra, me lo tengo que terminar o frustraré su ilusión de convertirse en uno de esos barmans que lanzan cocteleras por los aires mientras deslumbran con su sonrisa a las clientas.

Así que después de este traumático episodio vengo aquí, a deciros que si no habéis probado el zumo de tomate, igual mejor os compráis uno en un supermercado y ya lo probáis en casa. Que lo de tener que beberse ese veneno entero para no herir los sentimientos del camarero ya lo he hecho yo, y no me ha resultado divertido en absoluto.

El Nestea está bien. El Nestea no te mete en compromisos. Tampoco es necesario andar todo el día experimentando con todo.